viernes, 4 de julio de 2014

Libertad.

No, no hablo de la niña del Peri. 
Elena y yo hemos ido a Carboneras con nuestro gran amigo, nuestro mejor amigo, nuestro Amigo Miguel. Y hemos buceado. Más concretamente, hicimos nuestro bautismo. Nosotros, los ateos.
Y fue grande. Muy grande. Tanto como Miguel.
Además, celebramos así nuestro 13er aniversario de boda. Y el 1 de agosto será un aniversario mayor aún.
Gracias Elena por hacerme mejor.

1 comentario:

Anónimo dijo...

¡Hola guapos! Muchas felicidades!!!! Disfrutad todo lo que podáis. Un beso
Conxa